Entradas

En respuesta a mi amigo Héctor, sobre posibles Index feministas (no pretendidamente prohibicionistas).

Mi entrañable y viejo amigo Héctor Castrillejo hacía un comentario crítico al respecto de una publicación mía de Facebook.Enlace aquí. Es a propósito Emakunde (Insitituto de la Mujer del País Vasco) que "propone" 200 canciones libres de mensajes sexistas y que empoderan a las chicas de cara a las fiestas de verano" A Héctor no le gusta un pelo mi introducción al enlace (si se quiere, se puede ver su comentario en el enlace proporcionado más arriba). Mi respuesta es la siguiente, y la dejo aquí porque es demasiado larga para Facebook, y no se puede abrumar con rollos de estas dimensiones a la gente que está simplemente participando en un debate rápido. ______________________________________________________ 
Amigo Hectorín. Lo siento, no puedo rectificar, pero no por chulería -juro que no es mi tema, me paso el día rectificando y pidiendo disculpas por errores y meteduras de pata varios y diversos-. No puedo, porque no veo razón para ello. Me explico.
Sí, digo: "La izquier…

Comentario diacrónico de entrevista a Gloria Álvarez, donde nos explica cómo son "los progres".

Vídeo bastante esclarecedor de por qué gusta tanto esta señora en medios "liberales" patrios: sectarismo de patio de colegio, pandillerismo intelectual, todo son blancos blanquísimos y negros negrísimos. "Ellos" (violencia, sinrazón, odio), "nosotros" (bondad, ética, razón). Maniqueísmo simplificador y ramplón justamente muy del gusto de mentes dogmáticas, profundamente antidialogantes, esquematizadoras, monologantes. Cosas poco liberales, pero al parecen bien apreciadas por le liberalismo de nuestro país. Eso sí, a esta señora le auguro mucho éxito: es joven, guapa, con desparpajo, rabiosamente panfletaria, mucho más adjetivante que sustanciosa... Lo va a petar en el mundillo de Twitter, Youtube... De hecho, ya lo está haciendo. Es muy ridículo todo, y muy zafio, con un punto de infantilidad. Aquí van unos comentarios diacrónicos, según voy viendo el vídeo. Para empezar, es muy gracioso el hecho de que insista en el adhominem más garrulo y generalizador com…

Discrepando con el "diputado políglota"

Bueno, como me salía un rollo demasiado largo para Facebook, he decidido sin más escribir una entrada en mi blog, que lo tenía abandonado.  Lo que sigue no son más que unos apuntes críticos, escritos de forma muy rápida, al respecto de una entrevista a Raimundo Viejo publicada en El Confidencial hoy mismo. No quiero ser injusto con el autor, solo juzgo el texto de la entrevista, o más que juzgar opino sobre él, y de forma un tanto apresurada. Como siempre: los comentarios y críticas -incluso las no constructivas- son más que bienvenidas.  ------------------------------------
Una entrevista interesante a un tipo interesante, pero con el que estoy en desacuerdo en muchísimas cosas. Por ejemplo, no comparto la idea de que los idiomas sean portadores de rasgos culturales específicos, como parece desprenderse de varias de sus afirmaciones. Apuntar hacia estas cosas hablando además en castellano me resulta de una inconsistencia terrorífica. ¿De verdad es necesario recordar otra vez que el cast…

POR QUÉ YO NO CANTO LA MARSELLESA

(Aunque me estremece la barbarie salafista, y aunque me solidarice con quienes están sufriendo el dolor por la masacre del viernes en París).
No me gustan los himnos, ninguno. Detrás de un himno siempre hay tribalismo, simplificación y, casi siempre, crímenes cometidos por la buena causa: la nuestra, la de nuestra tribu.La Marsellesa no es una excepción al punto 1. La Marsellesa no es hoy, y no lo fue nunca, un símbolo de los Derechos Humanos (Droits de l’homme), ni de la democracia. Por repugnante que me resulte la salvajada de París, jamás nadie me va a ver cantándola, ni me van a ver con la mano en el pecho mientras suena el mismo himno que sonaba una y otra vez en Argelia y en Francia al mismo tiempo que se torturaba y masacraba en masa (Guerra de Independencia, 1954-1962. Entre 300.000 y 400.000 mil muertos, cientos de miles de torturados, desaparecidos…). Por poner solo un ejemplo, relacionado, por cierto, con algunas d…

El chollazo de los países de habla inglesa.

Imagen
Los hablantes nativos de inglés pasan olímpicamente de aprender lenguas extranjeras, es un hecho sabido, reconocido y contrastado. En Inglaterra, EEUU, Irlanda, Australia y Canadá el asunto les resbala, y se ahorran un dineral, y miles de horas de esfuerzo. Por supuesto, lo hacen al precio de permanecer aislados, de vivir en la ilusión imbécil de que el mundo es básicamente ellos, o como ellos. En otroas palabras, son monolingües a cambio de tener más posibilidades de ser más ignorantes, y más limitados.
Leo este artículo en The Economist que afirma que sí, que es cierto, que los británicos son los más monolingües de Europa. Sin embargo, se afirma que esto es un problema, porque aprender una lengua extranjera está muy bien también para el currículum y ayuda también a tener un mejor futuro profesional, incluso para hablantes nativos de inglés. En fin, en realidad casi nadie se lo toma muy en serio. Lean como ejemplo este comentario de un lector:
Clearly the time saved in learning redu…

La guerra que nos une es la Guerra Civil.

Esa es una diferencia con Reino Unido y con otras viejas naciones de la vieja Europa. Lean estas palabras de Gordon Brown con las que trataba de convencer a los escoceses para que no se fueran: "No hay un cementerio de guerra en Europa donde escoceses, ingleses, galeses e irlandeses del Norte no estén juntos, unos al lado de los otros (...) Nosotros no sólo ganamos la guerra juntos; juntos construimos la paz, creamos el Servicio Público de Sanidad, construimos juntos un Estado del Bienestar fuerte..." Pues bien, aquí la guerra, como decía arriba, es la Guerra Civil; la paz fue la masacre macabra y vengativa de la "victoria", la posguerra civil y la larga noche franquista que algunos aún añoran; del "Estado del Bienestar fuerte" mejor ni hablamos, etc. O sea, no se puede resumir en menos palabras lo que un político español no podría decir en España para convencer a vascos, catalanes, gallegos y hasta a riojanos de que no se larguen. O cambian mucho las c…

Debates con Juan Ramón Rallo: lo que da de sí la ética de los "nuevos hombres libres"

La nueva fe en alza de este siglo XXI, la fe del ultraliberalismo de último cuño (“libertarianism”) tiene como machacón y pretendido objetivo la defensa de la libertad. El problema, claro, viene cuando se exige especificar en qué consiste tal "libertad". Sin embargo, la respuesta parece ser siempre inmediata, y precisa: hay libertad siempre que no se da coacción. Este axioma, piedra angular de todo su tinglado argumental, es denominado por sus promotores “principio de no agresión”: nadie nunca puede agredir a nadie. Se puede decir, pues, que una situación o acción no es libre solo cuando está impedida por una coacción, o por el uso o amenaza de uso de la fuerza.

Aquí un sermón de Francisco Capella, filósofo de cabecera del Instituto Juan de Mariana, muy ilustrativo al respecto. Y aquí una serie de homilías también sobre el asunto, esta vez del Instituto Mises Hispano.

El principio de no agresión, junto al principio de propiedad privada, definen los marcos según los cuales pod…